Want to make creations as awesome as this one?

Reto 7

More creations to inspire you

Transcript

Tikal

El corazón del mundo maya

Donde está?

Yik'in Chan K'awiil

Retratado en un dintel d emadera del templo IV de Tikal, levantado para conmemorar sus victorias sobre los habitantes del Perú en 743.

Siyaj Chab Kawil II

Incensario hallado en la tumba 48 de Tikal, identificada por los arqueólogos con la del rey Siyaj Chab Kawil II.

Estela 31

Frontal de la estela 31 de Tikal. Piedra caliza, 445 d.C., Museo Silvanus G. Morley, Tikal.

Información pertinente

Hospedaje

Viaje

Tours

Dinero

Encuentra vuelos desde la ciudad de Gautemala a Tikal, tienen una duracion de aproximadamente 3 horas y un costo entre 75 y 120 dolares. Tikal es accesible por carro y tarda de 8 a 10 horas en llegar.

Tikal es un lugar turistico para todas las edades, deben sin embargo disfrutar de largas caminatas en terrenos irregulares.

Los hoteles aceparán tarjeta de credito y debito. Sin embargo es impresindible llevar efectivo.

Tikal se levanta en el actual departamento guatemalteco de El Petén. Las ruinas fueron descubiertas por Modesto Méndez en 1848, aunque Hernán Cortes llegó a pasar muy cerca de allí en su viaje a Honduras, en 1525, y también otros viajeros y campesinos pudieron haberlas visitado después de que el reino presidido por esta poderosa ciudad se hundiera irremediablemente hacia finales del siglo IX. El nombre del asentamiento es reciente y hace referencia a los ruidos del bosque (significa «lugar de las voces»), pero los epigrafistas creen que en la Antigüedad su nombre era Mutul, un término maya cuyo significado, «pelo anudado», se corresponde con bastante exactitud con el glifo o signo jeroglífico que identifica a la ciudad en las inscripciones.

En la segunda dinastía de Tikal –que podemos denominar, hasta cierto punto, «teotihuacana»– destaca Siyaj Chan Kawil II, quien mandó erigir la magnífica Estela 31, en la que se cuentan algunos sucesos relacionados con su derecho a gobernar. Las estelas mayas eran monolitos de diverso tamaño que servían de propaganda política y de objeto para el culto a los monarcas; se labraban y erigían cada vez que finalizaba un período de 7.200 días (katún), y a veces cada 3.600 días (lajuntún) o cada 1.800 días (jotún). Los reyes expresaban en ellas su legitimidad, daban cuenta de su valentía en la guerra, de sus vínculos con el cosmos y con los dioses, hablaban de sus parientes más cercanos y conmemoraban las fechas de ascenso al trono y de su muerte.