Want to make creations as awesome as this one?

Transcript

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

las grandes preguntas de los niños

Gemma Elwin Harris

www.librosmaravillosos.com

@sonia_grinan

@salvador.espinosa

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

las grandes preguntas

www.librosmaravillosos.com

Gemma Elwin Harris

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

@sonia_grinan

13

12

11

20

19

18

17

16

15

14

@salvador.espinosa

1.- ¿AÚN QUEDAN ANIMALES POR DESCUBRIR?

6. ¿De dónde vienen los sueños?

11. ¿Por qué en el Reino Unido hablamos inglés?

2. ¿Pasa algo por comer gusanos?


3.¿Qué son los átomos?

8. ¿Por qué existe la música?

13. ¿Por qué están tan buenos los pasteles?

4. ¿Por qué mandan los mayores?

9. ¿Existen los extraterrestres?

14. ¿Cómo es posible que las plantas y los árboles crezcan de semillas tan pequeñas?

5.¿Por qué la sangre es roja y no azul?

10. ¿De dónde viene el viento?

16. ¿El cerebro humano es lo más potente sobre la faz de la tierra?

7. ¿Cuánto se tardaría en dar la vuelta al mundo a pie?

19. ¿Por qué el espacio es tan brillante?

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


1. ¿Aún quedan animales por descubrir?

PREGUNTA 1

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Sir David Attenborough

Naturalista


Sí. Cientos. Probablemente miles. No podemos saber cuántos exactamente… porque aún no los hemos descubierto.

Si pasáramos un día en una selva tropical, blandiendo una red cazamariposas por la maleza o por las ramas de los árboles, recogeríamos cientos de insectos y muchos de ellos serían escarabajos. ¿Es posible que alguno fuera desconocido para la ciencia? Tendríamos que preguntarle a un experto en escarabajos. Aunque reconocería muchos inmediatamente, quizás habría alguno que le intrigaría.



1

Enarbolar, mover un arma u otro objeto semejante con la mano amenazante blandía el palo para ahuyentar los perros.

Conjunto de árboles, arbustos y otras plantas que crecen muy juntos entrecruzando y enredando sus ramas de manera que dan lugar a una gran espesura

Inspirar [algo] curiosidad o interés en alguien, por tratarse de algo extraordinario, raro o poco claro.

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

¿Serían especies nuevas? Para tener la seguridad de estar ante una especie nueva, tendríamos que pasar mucho tiempo en un museo, para examinarla y compararla con otros escarabajos expuestos o con ilustraciones de libros sobre escarabajos.




Pero probablemente encontraríamos alguna. De hecho, me temo que sería más difícil encontrar un especialista en escarabajos capaz de hacer este trabajo tan difícil que encontrar un escarabajo desconocido.


1

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Encontrar un animal desconocido más grande es mucho más difícil.


Para aumentar las probabilidades, tendríamos que ir a la parte menos explorada del planeta: las profundidades más profundas del mar. La única manera de llegar allí es en submarinos especiales para grandes profundidades. Tienen que ser muy resistentes para aguantar la enorme presión del agua. Y, por supuesto, está completamente oscuro, así que para explorar por allí hay que llevar luces muy potentes.



1

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Es posible que viéramos algo en el haz de luz, pero a no ser que pudiéramos cazarlo y examinarlo detalladamente, no podríamos estar seguros de que se trata de una especie nueva. Y atrapar animales ahí abajo es muy difícil, además de que se necesita material muy especializado. Aun así, estoy seguro de que en las profundidades marinas hay monstruos que nadie ha visto jamás.


1

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


1

Escucha el texto y dale a pause cuando lo necesites.

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


1

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


2. ¿Pasa algo por comer gusanos?

PREGUNTA 2

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Bear Grylls Explorador y experto en supervivencia

Bueno… vamos a ver. Si te fuera la vida en ello, no te pasaría nada por comerte un gusano. Pero no conviene que lo hagas a diario. Y, si lo haces, debes tener mucho cuidado, porque los gusanos pueden tener cosas malas en la barriga (¡se pasan el día bajo tierra!). Así que lo mejor es cocinarlos. Y si los hierves con agujas de pino sobre una hoguera, tendrán mejor sabor.



2

Agitarse un líquido por acción del calor o por fermentación

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Jamás olvidaré la primera vez que me comí un gusano. Yo estaba ahí, y no daba crédito a lo que veían mis ojos: un soldado se puso un largo y jugoso gusano entre los dientes, lo sorbió y se lo zampó crudo. Tuve náuseas. Cuando me tocó a mí, casi vomito de verdad.

Pero ¿sabes qué? Si lo haces muchas veces y tienes mucha hambre, se vuelve más fácil. Y este es el verdadero secreto de la vida y de la supervivencia: si tienes la fuerza de voluntad suficiente, encontrarás el modo de hacer lo imposible.


2

Conservación de la vida, especialmente cuando es a pesar de una situación difícil o tras de un hecho o un momento de peligro.

Repugnancia o asco muy intenso que se siente por una cosa.

Capacidad humana para esforzarse lo necesario al hacer una cosa.

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Esto es lo que te enseña el gusano. Ah, y recuerda: no dejes de sonreír aunque llueva. Esta es la segunda lección más importante.

Así que ¡sal ahí fuera y explora!


2

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


2

Escucha el texto y dale a pause cuando lo necesites.

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


2

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


3. ¿Qué son los átomos?


PREGUNTA 3

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Marcus Chown Escritor de libros sobre el espacio y el universo

Los átomos son los ladrillos que lo construyen todo: a ti, a mí, los árboles… incluso el aire que respiramos. No podemos verlos, porque son muy pequeños. ¡Si quisiéramos llenar de átomos los puntos de los signos de exclamación de esta frase, tendríamos que poner diez millones en fila!




Si pudiéramos verlos, nos daríamos cuenta de algo muy raro. No están hechos de gran cosa. De hecho, prácticamente son solo espacio vacío.


3

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


En el centro del átomo hay un granito diminuto de materia, al que llamamos núcleo. A su alrededor, como si fueran planetas en torno al Sol, hay puntitos aún más pequeños, los electrones. Sin embargo, entre el núcleo y los electrones hay mucho espacio vacío. Y eso significa que tú y yo (que estamos hechos de átomos) somos, en gran parte, espacio vacío.


De hecho, dentro de los átomos hay tanto espacio vacío

que,si exprimiéramos todo el espacio vacío de todas

las personas del mundo, la población mundial

cabría en un terrón de azúcar. Toda la especie humana dentro de un terrón de azúcar. Eso sí, ¡sería un terrón de azúcar muy pesado!


3

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Una última cosa sobre los átomos. Hay noventa y dos tipos distintos (y algunos más que no existen en la naturaleza, pero que los científicos han producido en los laboratorios).






Y, del mismo modo que si combinas distintos tipos de bloques de construcción puedes hacer una casa, un perro o un barco, los átomos se combinan de distintas formas para construir una rosa, un árbol o un recién nacido. Todos nosotros somos combinaciones de átomos. Y todos somos distintos, porque nuestras combinaciones de átomos son diferentes.



3

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Y, del mismo modo que si combinas distintos tipos de bloques de construcción puedes hacer una casa, un perro o un barco, los átomos se combinan de distintas formas para construir una rosa, un árbol o un recién nacido. Todos nosotros somos combinaciones de átomos. Y todos somos distintos, porque nuestras combinaciones de átomos son diferentes.



3

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


3

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


3

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


4. ¿Por qué mandan los mayores?


PREGUNTA 4

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Miranda Hart Cómica, escritora y actriz


Debo admitir que a veces me hago la misma pregunta que tú. Quizá la hayas formulado porque has visto a adultos hacer cosas que no entiendes, o porque te han dicho que debes hacer cosas que te parecen incorrectas o injustas. Estoy segura de que serías mucho más feliz si no tuvieras que hacer lo que te mandan. Y, a veces, aunque se supone que soy mayor, yo también me enfado mucho y creo que se equivocan cuando personas que son mayores que yo o que están por encima de mí me dicen lo que debo hacer.




4

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Sin embargo, la cuestión es que hemos de confiar en que las personas mayores tienen más experiencia y saben más de la vida que nosotros, y en que toman las mejores decisiones con el objetivo de garantizar nuestra seguridad y nuestros intereses, porque nos quieren.




Es cierto que no siempre lo parece y que, a veces, los mayores se equivocan. Si realmente estás muy en desacuerdo, debes comunicarlo con calma y sin enfadarte, para ver qué dicen al respecto. Pero, básicamente, a medida que las personas se hacen mayores acumulan experiencias que las hacen más inteligentes y saben lo que conviene hacer; por eso mandan.


4

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Algún día, cuando tú seas mayor, entenderás perfectamente lo que quiero decir.

De todos modos, te voy a contar un secreto. Creo que, a veces, los adultos se equivocan porque se olvidan de lo que significa ser niño. Así que podrías recordarles tres cosas muy importantes.

La primera, que es importante que dediquen tiempo a jugar contigo. Porque, aveces, trabajan demasiado.




4

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

La segunda, que dejen de preocuparse por lo que los demás puedan pensar de ellos; y que sean ellos mismos y defiendan sus sueños con valentía. ¿No te parece que renunciar a los propios sueños es de tontos?

Y, la tercera y última, enséñales a vivir el día a día, a divertirse al máximo y a no preocuparse por el mañana. Porque los mayores se olvidan de ser libres y felices en el instante presente; y a ti eso se te da genial.



4

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


4

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


4

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


5.¿Por qué la sangre es roja y no azul?


PREGUNTA 5

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Christian Jessen Médico y presentador


Quizás hayas oído que los reyes y las reinas tienen sangre azul. Aunque sería muy divertido, no es así. Nadie tiene la sangre azul. Siempre es roja.

Sé que si miras de cerca las venas de los brazos parece que lleven sangre azul. Pero eso es porque están muy cerca de la superficie de la piel, que solo deja pasar ciertos colores. Por eso, la sangre parece azul desde fuera. Sin embargo, por dentro es roja.



5

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


¿Y por qué es roja? El color viene de la hemoglobina, que es un elemento muy importante de la sangre: transporta el oxígeno desde los pulmones al resto del cuerpo y proporciona la energía que necesitamos para movernos.






Aunque nunca es azul, la hemoglobina puede cambiar un poco de color. Si en el cuerpo hay mucho oxígeno, la hemoglobina hará que la sangre sea de un bonito rojo brillante. Si juegas y corres, el cuerpo usa más oxígeno y la sangre adquiere un color rojo mucho más oscuro, así vuelve rápidamente a los pulmones para obtener más oxígeno.





5

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros



De todos modos, hay animales que sí tienen sangre azul. ¿Sabes cuáles son? ¡Los pulpos, los calamares, las langostas, las sepias y los cangrejos cacerola tienen sangre azul!




5

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


5

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


5

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


6.¿De dónde vienen los sueños?


PREGUNTA 6

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Alain de Botton

Filósofo

La mayoría del tiempo notas que estás al mando de tu mente. ¿Quieres jugar con bloques de construcción? Ahí está tu cerebro, para que suceda. ¿Te apetece leer un libro? Sabes cómo unir las letras y hacer que los personajes cobren vida en tu imaginación.


Sin embargo, por la noche suceden cosas raras. Mientras estás en la cama, tu mente te presenta espectáculos extraños, asombrosos y, en ocasiones, hasta terroríficos.


6

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Quizá te descubras nadando en el Amazonas, colgado del ala de un avión, haciendo un examen de cinco horas con el profesor más estricto de todos, o atiborrándote a gusanos. Cosas que reconoces de la vida real, y a las que quizá no sueles prestar demasiada atención, tienen la costumbre de aparecer a todo color en los sueños: el señor del quiosco de repente se convierte en el protagonista de unas vacaciones en Zanzíbar. Un niño del colegio con el que no has hablado nunca resulta ser tu mejor amigo en sueños.




Antiguamente, se creía que los sueños estaban repletos de señales sobre el futuro. Ahora, tendemos a pensar que los sueños son la manera en que la mente se reorganiza y se ordena después del ajetreo del día.


6

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

¿Por qué dan miedo algunos sueños? Durante el día, a veces pasan cosas que nos asustan un poco, pero estamos tan ocupados que no tenemos tiempo de pensar en ello. Por la noche, mientras dormimos y estamos a salvo, damos rienda suelta a esos temores. También es posible que durante el día hayas hecho algo que te ha gustado mucho, pero quizá tenías prisa y no has podido dedicarle mucho tiempo. Es muy posible que vuelvas a vivirlo en sueños. En los sueños, podemos volver a situaciones que hemos pasado por alto, reparar lo que hemos estropeado, imaginar historias sobre lo que nos gustaría, y explorar los temores en los que normalmente intentamos no pensar.



6

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Los sueños son más emocionantes y más terribles que la vida real. Demuestran que nuestro cerebro es una máquina maravillosa, con poderes de los que normalmente no somos conscientes cuando nos limitamos a usarlo para hacer los deberes o jugar con el ordenador. Los sueños nos demuestran que no estamos completamente al mando de nosotros mismos.




6

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


6

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


6

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


7. ¿Cuánto se tardaría en dar la vuelta al mundo a pie?



PREGUNTA 7

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Rosie Swale-Pope Dio la vuelta al mundo corriendo

No sé cuánto se tardaría en dar la vuelta al mundo caminando, pero yo tardé 1789 días corriendo. ¡Necesité cincuenta y tres pares de zapatillas de deporte!

Emprendí la carrera para recaudar fondos para una ONG después de que mi marido falleciera, y estoy encantada de haberlo hecho. Fue asombroso. Descubrí muchísimas cosas de las personas, de los animales, de los bosques… y de mí misma.



7

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Una de mis experiencias más inolvidables fue cuando me topé con una manada de lobos en un bosque de Siberia. Siberia es el sitio más solitario del planeta. Es un lugar de cuento de hadas invernal, bellísimo y extremadamente frío.

Estaba en mi tienda de campaña, de noche, y DE REPENTE oí un ruido. Momentos después, un lobo metió la cabeza en la tienda. Tenía las patas, enormes y peludas, estiradas frente a su nariz, y la nieve se le derretía sobre el pelaje, como si llevara diamantes. Entonces, salió y se fue.

La manada de lobos me siguió de lejos durante unos diez días, pero no se me acercaron ni me hicieron daño. Recordé que, muchas veces, los lobos cuidan de la gente.




7

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

También conocí a personas muy especiales. EN TODAS PARTES. Como aquel hombre, en Rusia, que me aterrorizó: empezó a correr hacia mí blandiendo un hacha, y cuando llegó me dio pan, con toda la amabilidad del mundo. Se llamaba Alexéi, era leñador y pensó que seguro que tenía hambre. O como los niños de la Montaña Blanca de Alaska, que me regalaron un banderín precioso que habían hecho, antes de que reanudara mi camino hacia otros mil kilómetros de bosque.





Su maestra me dijo: «Le hemos puesto tu nombre a una estrella. Cuando miremos al cielo por la noche, pensaremos en ti».


7

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Y lo conseguí. Di la vuelta al mundo. En mi casa, en Tenby (Gales), hay dos huellas grabadas en las baldosas. Corresponden al primer paso y al último. Entre el uno y el

otro, hay más de 32.000 kilómetros.

Muchísimas gracias por tu magnífica pregunta. Si tienes un sueño, sea el que sea,

¡A POR ÉL! Te deseo la mejor suerte del mundo.





7

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


7

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


7

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


8. ¿Por qué existe la música?




PREGUNTA 8

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Jarvis Cocker Músico y presentador

¡Muy buena pregunta! Ojalá supiera la respuesta… (¡Es broma!). Sí, es cierto que nadie se moriría si la música desapareciera por completo del mundo. No es como el aire o el agua; podemos vivir sin ella. Pero ¡piensa en lo aburrido que sería todo! Las discotecas tendrían que cerrar, y los conciertos no serían más que un montón de gente mirando a un grupito de personas en el escenario. En silencio. Y en cuanto a las sillas musicales… bueno, sería imposible jugar a eso, ¿no?




8

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Ahora, en serio. Todas las sociedades del planeta tienen música, así que para algo debe de servir. De hecho, hay científicos que piensan que los seres humanos ya cantaban y producían música mucho antes de aprender a hablar.





Quizá fue nuestra primera forma de comunicación. E, incluso ahora, sigue siendo una forma de comunicarnos sin necesidad de hablar: piensa en canciones «alegres» y en canciones «tristes». Ambos tipos de música usan las mismas notas musicales (solo hay doce, no sé si lo sabías) y, sin embargo, transmiten emociones muy distintas. «Claro, es por la letra», estarás pensando.




8

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Pues no. Prueba a escuchar una emisora de radio de un país cuyo idioma desconozcas. Verás que, aun sin entenderlas, sabrás diferenciar entre canciones alegres y canciones tristes. Es por el SONIDO de la música. ¿Cómo funciona? No lo sé, pero es así. Es una especie de magia, y creo que la música existe precisamente por eso.




8

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Es magia, y podemos disfrutarla siempre que queramos. Cuando pones una de tus canciones preferidas y notas una especie de estremecimiento detrás de las orejas y en la nuca (a veces incluso con carne de gallina incluida), ¿no es una de las mejores sensaciones del mundo?

Me gustan las películas, los libros, las obras de teatro y los cuadros, pero no me provocan esa sensación mágica. Solo lo consigue la música.

Y por eso existe.


8

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


8

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


8

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


9. ¿Existen los extraterrestres?




PREGUNTA 9

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Cuando era niño, a veces me quedaba mirando el cielo por la noche, con sus miles de estrellas, y me preguntaba si habría alguien ahí arriba.

En la actualidad, los extraterrestres (criaturas inteligentes de planetas de los que jamás hemos oído hablar) protagonizan muchas películas y series de televisión. Están por todas partes. Sin embargo, no todo lo que vemos en las películas o en la televisión es cierto. Entonces, ¿qué dicen los científicos respecto a los extraterrestres? ¿Existen o no?





Y la respuesta es… que aún no lo sabemos.




9

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

La mayoría de los científicos pensamos que es posible que existan extraterrestres de verdad, porque el universo es gigantesco. Vivimos en una galaxia que se llama Vía Láctea; contiene muchísimas estrellas y creemos que hay aproximadamente un billón de planetas. Además, a través del telescopio vemos que existen como mínimo unos cien mil millones de galaxias más. Por lo tanto, el número de planetas en el universo visible es prácticamente el mismo que el de todos los granos de arena de todas las playas de la Tierra.



Dado que existen tantos lugares donde podría haber extraterrestres, parece razonable pensar que los hay.

.





9

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

¿Cómo podríamos encontrarlos? Hay personas que creen que visitantes de otros mundos y con ojos enormes han atravesado el espacio y sobrevuelan la Tierra en platillos volantes. Sería muy interesante, pero la mayoría de los científicos no creemos que sea cierto. ¿Por qué? Porque los avistamientos de platillos volantes no son convincentes. Hay varias explicaciones para las luces que, a veces, vemos en el cielo. Por ejemplo, podría tratarse de un avión, de un globo aerostático o de un satélite en órbita. Los científicos necesitan tener pruebas más sólidas antes de creer que esas luces misteriosas proceden de platillos volantes de otros planetas.





9

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Otra manera de encontrar extraterrestres es usar antenas potentes para intentar detectar señales de radio de mundos lejanos. Si escucháramos la emisión de otro planeta, sabríamos que hay alguien ahí fuera. Mi trabajo consiste en buscar estas señales y, de momento, no he encontrado ninguna. De todos modos, acabamos de empezar a buscar. Creo que es posible que, para 2050, hayamos detectado alguna señal.

Y entonces sabremos la respuesta a la pregunta: « ¿Existen los extraterrestres?». Y la respuesta será: «Sí».


9

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


9

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


9

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


10. ¿De dónde viene el

viento?





PREGUNTA 10

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El viento no es más que aire que viaja de un lugar a otro.

El origen del viento, como el de tantas otras cosas, es el Sol. El Sol calienta la Tierra cada día, pero lo hace de forma desigual, porque hay zonas que captan la luz mejor que otras. La zona que la capta mejor es lo que podríamos llamar la cintura del planeta, el ecuador; por eso, los lugares más cálidos del planeta son los que están cerca de esa zona: las selvas, los desiertos y las islas tropicales. Las zonas que la captan peor son los extremos, los polos. Por eso, allí prácticamente no hay nada más que hielo y nieve y, a no ser que seas un pingüino o un oso polar, no tiene demasiado sentido vivir allí.




10

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Lo que sucede es que, cuando el aire se calienta, asciende. Y cuando asciende (esta es la parte importante), algo tiene que ocupar el lugar que deja vacío: más aire, no tan caliente. El aire caliente sube, el aire más frío baja para ocupar su lugar… y ¡ahí está! El aire en movimiento es el VIENTO.

Los huracanes y los temporales suceden cuando el aire se mueve a gran velocidad (como asciende más aire, deja más espacio para que muchísimo más baje a ocupar su lugar). Las brisas suceden cuando se mueve poco a poco, porque ha subido menos aire.





10

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

La atmósfera (la burbuja de aire que rodea la Tierra y que nos permite respirar) se calienta, se enfría y se mezcla continuamente, y eso es lo que provoca los cambios de tiempo.

Si el origen del viento es el Sol, ¿por qué sopla también por la noche? Porque, si lo piensas, aunque sea de noche para ti, no es de noche en todas partes. En algún lugar de la Tierra, el Sol brilla, calienta y provoca que el aire se mueva. Siempre.

Ahí lo tienes. En cuanto al origen del viento que sale del trasero de tu padre… lo sabes tan bien como yo: ¡come demasiadas alubias!


10

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


10

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


10

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


11. ¿Por qué en el

Reino Unido

hablamos inglés?






PREGUNTA 11

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

David Crystal Lingüista y profesor de universidad

Si viajas a otra parte del país, te darás cuenta de que la gente no habla igual que tú y que tus amigos. Oirás sonidos distintos: es lo que llamamos diferencias de acento. Incluso oirás palabras diferentes a las tuyas y maneras distintas de construir frases: es lo que llamamos diferencias dialectales.

Los acentos y los dialectos indican de dónde venimos. La gente dice: «Tiene acento galés» o «Suena como si fuera de Londres». Las personas de otros países también tienen acentos y dialectos. Puedes saber si alguien viene de Norteamérica o de Australia por cómo habla inglés.


11

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Los acentos y los dialectos cambian cuando las personas van

de un lugar a otro. Dejan atrás la manera en que hablaban antes y empiezan a hacerlo de manera distinta. Esto es precisamente lo que sucedió hace miles de años, cuando las personas empezaron a explorar el planeta. Cuando se asentaban en un sitio nuevo, desarrollaban poco a poco una manera nueva de hablar. Con el tiempo, llegaba a ser tan distinta que si hubieran vuelto a su lugar de origen, nadie les habría entendido. Y es entonces cuando decimos que habían empezado a hablar un idioma distinto.



11

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Hace unos tres mil años, grupos de personas que vivían en el sur y en el este de Europa empezaron a desplazarse hacia las regiones del norte de lo que hoy llamamos Alemania, Holanda, Dinamarca, Suecia y Noruega. Se les conoce como pueblos germánicos y los dialectos e idiomas que hablaban se conocen también como lenguas germánicas.

Un monje llamado Beda escribió un libro en el que explicaba que grupos

procedentes de estos pueblos germánicos del norte de Europa llegaron a Bretaña en el siglo V. Decía que algunos eran anglos, otros sajones, y aún otros, jutos. Se asentaron en distintas partes de la isla y pronto desarrollaron nuevas maneras de hablar.



11

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


11

Al cabo de un tiempo, la gente dio a estos nuevos colonos el nombre de

«anglosajones», es decir los sajones «ingleses», no los que seguían viviendo en el continente europeo. Llamaron al país «Tierra de los ingleses», y al final se convirtió en el nombre que conocemos ahora: Inglaterra. Y al idioma que hablaban estos nuevos sajones lo llamarón «inglés».

Si estudiaras el inglés que hablaban estos anglosajones, verías que es muy distinto al de ahora. Ha habido tantos cambios que es casi como un idioma extranjero. Por eso lo llamamos inglés antiguo.

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Si retrocedieras mil años en una máquina del tiempo, te costaría entender a los anglosajones,

pero aun así reconocerías algunas de las palabras que seguimos usando en el inglés

moderno, como house (casa), bed (cama), child (niño) y friend (amigo). Y si le dijeras a un soldado anglosajón «I live in that street» (vivo en esa calle), te entendería, porque hace más de mil años que todas la palabras de esta frase existen en inglés.



11

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


11

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


11

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


12. ¿Por qué se

extinguieron los

dinosaurios y otros animales no?

PREGUNTA 12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Richard Fortey Paleontólogo

Los dinosaurios eran muy grandes, pero eso no significa que pudieran sobrevivir a todo. De hecho, hay veces en que ser grande no es demasiado ventajoso. Como eran tan enormes, los dinosaurios necesitaban comer muchísimo solo para no morir de hambre. La comida que necesitaban los dinosaurios más feroces, como los tiranosaurios, eran otros dinosaurios. Si su comida moría, ellos morían también.

Cuando un enorme meteorito (roca gigantesca) chocó contra la Tierra hará unos sesenta y cinco millones de años, la atmósfera se llenó de tanto polvo y productos tóxicos que taparon el Sol. Todas las plantas necesitan la luz del sol para crecer y, cuando la luz desapareció, las plantas se marchitaron y murieron, con lo que solo quedaron las semillas y los frutos.


12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Los grandes dinosaurios herbívoros que poblaban la superficie se quedaron sin plantas que comer y murieron de hambre. Los grandes cazadores también se quedaron sin comida después de acabar con los cadáveres de los dinosaurios herbívoros, así que no tardaron en morir, al igual que sus congéneres más pacíficos. Ahora solo nos quedan sus huesos fosilizados


12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Sin embargo, otros animales sí que lograron sobrevivir. Los pequeños mamíferos y las serpientes sobrevivieron a base de escarabajos y de otras criaturas que se cobijaban bajo tierra. Aunque superaron la catástrofe, tuvo que ser muy duro. Mientras tanto, en los océanos, los lagartos marinos gigantes se extinguieron, pero los cangrejos, que comían prácticamente de todo, se multiplicaron. La próxima vez que comas en la playa, ya verás lo bien que los cangrejos se comen tus sobras. No tienen manías. También sobrevivieron muchos tipos de moluscos y de caracoles, cuyas necesidades eran muy básicas.



12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Tampoco creas que todos los animales que se extinguieron eran enormes. Los ammonites, unos moluscos de caparazón enrollado, desaparecieron al mismo tiempo que los dinosaurios, y ahora solo nos quedan sus fósiles. Eran animales acuáticos que vivían en caparazones parecidos a cuernos de carnero enrollados, y que existían desde muchos millones de años antes que los dinosaurios.



12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Y ahora viene la sorpresa… ¡En realidad, los dinosaurios no se extinguieron! No todos eran enormes: algunos no eran más grandes que un gato. Algunos de estos dinosaurios pequeños tenían plumas y uno de estos dinosaurios emplumados fue el ancestro de los pájaros que tenemos ahora. Las aves se alimentan de cosas pequeñas y, si escasean, pueden volar y encontrar un lugar mejor para vivir. La mayoría de los científicos actuales cree que los pájaros descienden de dinosaurios cuyos brazos se convirtieron en alas. Ahora que lo sabes, tendrás que estar de acuerdo en que, en realidad, no se extinguieron. ¡Los más pequeños escaparon volando!



12

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


12

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

13. ¿Por qué están tan buenos los pasteles?

PREGUNTA 13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Lorraine Pascale Autora de libros de cocina y presentadora

¿Sabes que yo me he preguntado lo mismo muchas, muchísimas veces? Es como un experimento científico. Pones huevos, mantequilla, azúcar y harina en un recipiente, lo mezclas todo con mucho cuidado, lo metes en el horno y… ¡magia!

Los ingredientes forman una especie de red mágica entre ellos. Es como si se dieran la mano y crecieran y crecieran al calor del horno. ¡Y qué difícil es ser paciente mientras crecen! ¡Huele demasiado bien!



13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Creo que eso es lo que hace que los pasteles sean fantásticos y estén tan buenos. Tienes que saber lo que haces para mezclarlo todo, pero el resto es magia. Lo que quiero decir es que hay otras cosas que usan los mismos ingredientes, como el hojaldre, pero que jamás estarán tan buenos como un pastel.

La mantequilla es un ingrediente maravilloso cuando se

usa bien, igual que el azúcar o los huevos. Luego viene la harina, que lo une todo con fuerza. Se trata de añadir la cantidad perfecta de cada ingrediente, para conseguir que el pastel esté tan y tan bueno que, mientras me lo como, no pueda evitar sonreír de oreja a oreja.


13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Lo mejor de esta magia es que cualquiera puede hacerla. Mi receta mágica empieza por mi aparato preferido de la cocina: el horno. Y al horno le gusta que lo caliente hasta 180 °C para hacer magia pastelera. Luego, pongo 200 gramos de azúcar y 200 gramos de mantequilla en un recipiente y los mezclo bien con una cuchara de madera.

Entonces, añado cuatro huevos medianos y uso la cuchara de madera para mezclarlo todo. Para que el pastel salga buenísimo de verdad, tengo que mezclarlo muy, muy bien.


13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Y ahora la parte más fácil: añadir 200 gramos de harina con levadura. Mezclarla cuesta menos y no hace falta hacer tanta fuerza. Ahora, el pastel necesita un sitio en el que estar mientras crece en el horno, y el lugar ideal son dos moldes redondos, de 20 centímetros de diámetro, forrados con papel de hornear.

Es muy divertido verter la mitad de la mezcla en cada molde y luego meterlos en el horno. Ahora es cuando empieza lo que he dicho antes: la magia del horno.





13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Lo malo es que si intento mirar lo que sucede dentro del horno y lo abro antes de que pase la media hora mágica que necesita el pastel, este se niega a crecer y a volverse esponjoso. Así que, durante esa media hora, juego al juego de esperar, que consiste en cantar y bailar por toda la cocina, hasta que el pastel ha crecido y está esponjoso y ligero.

Creo que quizás esta sea la respuesta a por qué los pasteles están tan buenos (sobre todo si los rellenamos con mermelada o crema): porque son mágicos y porque hacerlos es divertidísimo.



13

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


13

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

14. ¿Cómo es posible que las plantas y los árboles crezcan de semillas tan pequeñas?

PREGUNTA 14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Alys Fowler Escritora sobre jardinería y presentadora

Adoro las semillas. Me encanta que un roble crezca a partir de una bellota o que la diminuta semilla de amapola sea el origen de esa flor tan enorme y etérea.

Sin embargo, no todas las semillas son diminutas. Algunas son enormes. El coco de mar es la semilla más grande del mundo. Mide medio metro y puede llegar a pesar hasta treinta kilos. Aunque hay quien ha intentado ponerle nombres bonitos, como coco del amor o coco de las Maldivas, tendría que llamarse trasero de babuino, porque eso es exactamente lo que parece. Otras semillas son tan pequeñas que apenas se ven, como las de miramelindo. Sembrarlas es muy difícil, porque basta una leve brisa para que salgan volando.


14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Todas las semillas comparten las mismas características básicas, por pequeñas o grandes que sean. Contienen un embrión de planta diminuto y muy bien envuelto para que esté protegido. Una semilla es como un rompecabezas, y necesitamos varias llaves para abrirla. Las llaves son el agua, el calor y la luz (las últimas dos vienen del sol). Una vez que tenemos todas las llaves, la capa protectora se abre y el embrión de planta del interior empieza a crecer.


14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

La semilla está bajo llave para que la planta solo germine en el momento adecuado del año. A nadie le gusta salir de la cama en invierno, ¿verdad? Pues a la mayoría de las semillas tampoco. Esperan enterradas, hasta que la temperatura adecuada las hace despertar.


14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Necesitan agua para ablandar la dura capa que las recubre y para que el embrión de planta pueda atravesarla. Piensa en lo dura que es una judía seca y trata de imaginar a un delicado embrión de planta intentando atravesarla. La única manera de conseguirlo es que la semilla haya absorbido el agua suficiente para ablandar la coraza. Es como una toalla, que cuando está seca está áspera y no apetece nada secarse la cara con ella. Sin embargo, cuando la mojamos, se vuelve muy suave y blandita.



14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


Cada semilla contiene el alimento suficiente para que el pequeño embrión empiece a crecer, así que al principio no necesita la luz del sol. (Por eso puede crecer bajo tierra). Pero cuando por fin sale a la superficie, la luz del sol le da la energía que necesita para seguir creciendo. Al final, con la cantidad adecuada de agua, calor y abono, el diminuto embrión se convierte en una planta completa.


14

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


14

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

15. ¿Por qué a los monos les gustan los plátanos?


PREGUNTA 15

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Daniel Simmonds Cuidador de animales del zoológico ZSL (Londres).

Los monos comen muchas cosas distintas: fruta, verdura, semillas, hojas e incluso insectos. Sin embargo, los plátanos les encantan porque son muy dulces y sabrosos. Los monos, al igual que las personas, disfrutan comiendo dulces, y los plátanos son uno de sus postres preferidos.

Además, normalmente quieren comer lo más rápidamente posible, para evitar que otros monos les roben la comida. (Pueden ser muy traviesos y es habitual que se roben la comida entre ellos). Los plátanos son muy blanditos, así que se los pueden comer a toda velocidad.



15

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Distintos monos comen plátanos de formas diferentes. Si son muy golosos, se los comen enteros, con piel y todo. Otros los pelan y solo se comen la fruta de dentro. Hay monos a los que no se les da demasiado bien pelar plátanos, así que los hacen rodar en el suelo apretando con fuerza, hasta que la fruta blanda sale por los extremos. ¡Es una forma de comer plátanos muy inteligente, pero también muy pringosa!

Los monos gastan mucha energía escalando, corriendo y colgándose de los árboles. Los plátanos contienen fructosa, que es muy parecida al azúcar y que les proporciona la energía que necesitan para hacer todas estas cosas.


15

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


15

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


15

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

16. ¿El cerebro humano es lo más potente sobre la faz de la tierra?



PREGUNTA 16

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Derren Brown Ilusionista

¡Sí! Todas las cosas tan asombrosas, potentes o terribles que hacemos o provocamos suceden porque nuestro cerebro las ha pensado primero. El cerebro nos permite pensar y hablar, lo que nos ha proporcionado grandes inventos, guerras, medicinas… todo lo que se te ocurra que podemos hacer.

El cerebro nos permite percibir el mundo que nos rodea. Cuando nos pelamos las rodillas o vemos una flor, ni las rodillas ni los ojos sienten o ven lo que sucede. El mensaje tiene que llegar a la cabeza, para que lo descifre y, entonces, el cerebro nos hace sentir el dolor en la rodilla o ver una flor frente a nosotros.


16

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El cerebro también nos permite hacer una cosa muy especial y que los animales no pueden hacer: pensar sobre nosotros mismos. Que podamos pensar sobre nuestro cerebro con nuestro cerebro es algo extraño, ¡pero muy ingenioso!

Lo más emocionante es que nuestro propio cerebro puede engañarnos. Es como cuando ves un truco de magia y crees que ha sucedido algo imposible: el cerebro puede engañarnos en nuestra vida cotidiana. Nos asustamos durante una película de miedo, a pesar de que sabemos que no nos pasará nada. O creemos haber visto un fantasma, cuando no es así. O a veces, una mala persona hace que nos sintamos mal.



16

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Cuando eso sucede, pensamos «Soy tonto, no le caigo bien a nadie» o «Todos son mejores que yo». Y no es cierto… ¡es nuestro cerebro, que nos engaña!

Cuando esto sucede, va bien imaginarse que nos damos golpecitos en la cabeza para decirle al cerebro que SE CALME. Se supone que el cerebro intenta protegernos y ayudarnos, pero a veces reacciona demasiado, sobre todo cuando pasa algo malo. Si ves que te sucede muchas veces, te irá bien probar estas dos cosas: una es hablar del problema (tranquilizará al cerebro) y la otra es encontrar una afición que se te dé bien (dibujo, música, magia, deporte… ¡lo que sea!), para que tu cerebro y tú podáis divertiros juntos.


16

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


16

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


16

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

17. ¿Qué es el calentamiento global?

PREGUNTA 17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Maggie Aderin-Pocock Científica espacial

Últimamente oímos hablar mucho del calentamiento global y del cambio climático. Soy científica espacial, y parte de mi trabajo consiste en construir máquinas que nos ayuden a entender estos cambios. Sin embargo, si miramos hacia atrás, veremos que el clima del planeta está en cambio constante, desde periodos glaciales a sequías y olas de calor. Entonces, ¿por qué estamos tan preocupados ahora?


17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El problema con el cambio climático que vivimos ahora es que es muy rápido. Más rápido de lo que había sido jamás. Además, no cambia por causas naturales, como erupciones volcánicas o la actividad solar. Cambia rápidamente por las cosas que hacemos los seres humanos. Cuanto más avanza nuestra tecnología, más energía necesitamos para hacer funcionar todas las máquinas, como los coches, los aviones o los ordenadores. Mi hija de dos años usa mi iPad para mirar vídeos, así que empezamos desde muy pequeños.


17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Para obtener más energía, quemamos más combustibles fósiles, como petróleo, para los coches, o como el carbón o el gas, para obtener más electricidad. Aunque así obtenemos la energía que necesitamos, también producimos «gases de efecto invernadero», como dióxido de carbono. Estos gases se quedan en la atmósfera y atrapan el calor del sol, lo que cambia el clima y aumenta la temperatura global del planeta. Aunque no parezca muy grave, lo cierto es que el aumento de la temperatura provoca inundaciones y sequías, y puede ser catastrófico para la vida de las personas en todo el mundo.



17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

¿Qué podemos hacer a título individual? Es un problema grave que nos afecta a todos, pero hay algunas cosas que podemos hacer para cambiar la situación.

Ahorrar energía. El cambio climático es consecuencia del aumento de la demanda de
energía, por lo que todo lo que podamos hacer para reducirla será útil. Por ejemplo, apagar las luces cuando no las usemos, poner la calefacción al mínimo necesario y usar bombillas de bajo consumo.


17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Reciclar siempre que sea posible. Fabricar cartón, vidrio y plástico requiere mucha energía. Si reciclamos y utilizamos material ya existente, ahorramos parte de esa energía.

Consumir alimentos producidos localmente. Si nos traen comida del extranjero, se gasta energía en el trayecto. Si consumimos alimentos locales, el gasto energético del transporte es mínimo. Yo vivo en el Reino Unido y me cuesta mucho cumplir con este punto, porque me encantan los plátanos y no crecen en mi país, pero aun así he empezado a comer menos.

Explicárselo a los demás. Es un problema de alcance mundial, así que cuantas más personas ayuden, mejor. Todos podemos cambiar las cosas.


17

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


17

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

18. ¿Por qué tengo hipo?

PREGUNTA 18

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Harry Hill Cómico y ex médico
El hipo es, básicamente, una contracción del músculo que está entre el pecho y el estómago. Es un músculo delgado y parecido a un trampolín y, como está justo en la base de los pulmones, cuando se contrae hace que cojas un poco de aire y de ahí el ruido del hipo. Este músculo se llama diafragma.
La mayoría de nosotros tenemos ataques de hipo cuando comemos demasiado rápido o si bebemos algo muy frío o con gas. El impacto sobre el estómago hace que el diafragma se contraiga rápidamente (como si le dieran una descarga), lo que lleva aire a los pulmones a tal velocidad que hace vibrar las cuerdas vocales en la garganta y provoca el sonido « ¡hip!».


18

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El diafragma sigue contrayéndose durante un rato, a su aire. La buena noticia es que, normalmente, solo tarda unos minutos en calmarse. Sin embargo, un señor estadounidense se hizo famoso porque tuvo la mala suerte de sufrir un mismo ataque de hipo… ¡durante sesenta y ocho años!
Esta explicación es la que te daría la mayoría de los médicos para resolver las dudas sobre los ataques de hipo. Sin embargo, yo prefiero otra teoría:
Cuando comemos, lo que pasa es que la comida se descompone en el estómago, donde muere y libera un fantasma. El fantasma de la comida se queda atrapado en el estómago, donde se lamenta y se lamenta, y se queja amargamente de su destino. Seguro que lo has oído más de una vez, es cuando te «ruge» el estómago


18

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El fantasma necesita comer para sobrevivir, y eso es lo que hace (¡de hecho, y como todo el mundo sabe, los fantasmas estomacales son unos glotones!). Cada vez que comes canelones o patatas fritas, tu fantasma estomacal se da un festín. Lo que pasa es que, cuando come, esa comida también muere y libera más fantasmas que, a su vez, comen más comida, que muere, etc., etc. Al final, acabamos con el estómago lleno de fantasmas enfadados que quieren cambiar de aires.



18

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El grupo de fantasmas no tarda en darse cuenta de que pueden conseguir mucho más si unen sus fuerzas. Eligen a un líder y forman un fantasma colectivo, como una especie de SUPERFANTASMA. Cuando este super fantasma es lo bastante grande, libera muchos fantasmas en miniatura, que salen en forma de HIPO. Al final, el superfantasma explota en lo que llamamos «eructo» y el proceso vuelve a empezar.
Al menos es lo que me contaron a mí. ¿Cuál de las dos explicaciones prefieres?


18

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


18

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


18

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

19. ¿Por qué el espacio es tan brillante?

PREGUNTA 19

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Martin Rees Astrónomo Real
Los seres humanos hemos mirado al cielo durante la noche, intrigados por los puntos centelleantes a los que llamamos estrellas, desde que vivíamos en cuevas.
Nuestros antepasados creían que el cielo era como una cúpula gigantesca sobre nuestras cabezas, y que las estrellas estaban pegadas a ella, como las luces de un árbol de Navidad. Ahora sabemos lo increíblemente inmenso que es el universo, mucho más de lo que nuestros antepasados llegaron a imaginar jamás. Las estrellas son otros «soles» y son tan grandes y brillantes como el nuestro, pero si nos parecen tan pequeñas y tenues es porque están mucho, muchísimo más lejos. La estrella más cercana está tan lejos que el cohete espacial más rápido tardaría cientos de miles de años en llegar.


19

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Hace siglos que los astrónomos saben que la Tierra y el resto de los planetas principales (Mercurio, Venus, Marte, Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno) orbitan alrededor del Sol. Por lo tanto, quizá te preguntes si las otras estrellas también tienen planetas que orbitan a su alrededor, como nuestro
Sol. Hasta la década de 1990, nadie conocía la respuesta a esta pregunta. Sin embargo, los astrónomos han descubierto que la mayoría de las estrellas que vemos en el cielo nocturno tienen sus propios planetas. Algunos son del tamaño de Júpiter, el «gigante» de nuestro sistema solar. Otros son del tamaño de la Tierra.


19

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Ver estos planetas es muy difícil, sobre todo si hablamos de los que no son más grandes que la Tierra. Son miles de millones de veces más tenues que las estrellas alrededor de las que orbitan. Es como intentar ver una luciérnaga junto a una linterna muy potente. De todos modos, llegará el día en que los astrónomos tengamos telescopios tan potentes que podamos fotografiarlos.

Has estudiado los planetas del sistema solar y, probablemente, habrás visto, como mínimo, Venus y Júpiter. Sin embargo, el cielo nocturno será mucho más interesante para tus hijos. Podrán aprender mucho de cada estrella: cuántos planetas orbitan a su alrededor, de qué tamaño son, la duración de su año solar, y mucho más.


19

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Y esto nos lleva a la pregunta más fascinante de todas: ¿hay vida en esos planetas? De ser así, ¿serán bichos e insectos o es posible que haya extraterrestres inteligentes en algún planeta lejano? ¿Puede haber planetas como nuestra Tierra, habitados por personas como nosotros, que consideren que una de las estrellas que vemos es su «Sol»? ¿O serán muy distintos a nosotros? ¿Serán criaturas con siete tentáculos, o máquinas y robots que se rebelaron contra los seres que los construyeron? Quizás algunos de los lectores de este libro ayudarán a los terrícolas a descubrir si estamos solos en el universo o si hay vida en las estrellas.
Hay una cosa segura. Llegarás a saber mucho más sobre el universo y el lugar que ocupamos en él que cualquier astrónomo actual.



19

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


19

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


19

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

20 ¿Por qué los animales no hablan como nosotros?

PREGUNTA 20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Noam Chomsky Lingüista y filósofo
Todos los animales tienen su propia manera de comunicarse con otros animales de su misma especie (chimpancés con chimpancés, abejas con abejas, etc.), pero en realidad no hablan. Se llaman, baten las alas y hacen muchas otras cosas que los animales pueden hacer. Pero no pueden comunicarse como nosotros y, normalmente, nosotros tampoco podemos comunicarnos como ellos, aunque hay personas a quienes se les da tan bien imitar el canto de algunos pájaros que consiguen engañarlos y hacerse pasar por uno.


20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Las abejas pueden explicarse a qué distancia y en qué dirección hay una flor y qué tipo de flor es. Lo hacen gracias a una danza muy compleja que nosotros no podríamos imitar. Además, nos sería muy difícil transmitir ese tipo de información con la precisión que lo hacen ellas. Los monos tienen gritos especiales que utilizan si creen que se acerca un animal peligroso, si tienen hambre o si quieren transmitir cualquier otra cosa. Y otros animales tienen sistemas parecidos.



20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

El lenguaje humano es muy distinto en muchos aspectos, y no hay nada que se le parezca en todo el mundo animal. El resto de los animales solo tienen una lista de cosas que pueden comunicar a otros. No pueden inventar temas nuevos. Sin embargo, los seres humanos podemos hablar de cosas nuevas, de cosas que no hemos oído jamás e incluso de cosas que ninguna otra persona ha dicho antes desde que existen los seres humanos. Y tú lo haces continuamente, sin ni siquiera darte cuenta.



20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Los seres humanos podemos hablar un poco con otros animales. Si tienes un perro, puedes entrenarle para que se siente cuando le dices «Sit!» y enseñarle otras instrucciones, si le dedicas tiempo. Y un gato puede aprender a maullar de una manera concreta si quiere que hagas algo por él. Pero en realidad no entienden lo que les dices y tampoco pueden entender cosas nuevas, mientras que un niño sí.



20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Algunos pájaros son muy buenos imitadores del canto de otros e incluso de palabras humanas. Un loro entrenado puede llegar a hacerlo muy bien. Suena como el lenguaje, pero en realidad no lo usan del mismo modo que las personas. Y, al igual que otros animales, no pueden inventar cosas nuevas.
Hay científicos que trabajan con monos y que creen que pueden aprender un poco de lenguaje humano. Otros (como yo) pensamos que los científicos se engañan a sí mismos y que los monos hacen algo muy distinto. Es un tema muy interesante y quizá te apetezca leer y aprender más al respecto. Cuando crezcas, incluso podrías descubrir algo nuevo sobre esta cuestión. Aún nos queda mucho por descubrir acerca del lenguaje humano y sobre los animales.


20

COMPRUEBO MIS CONOCIMIENTOS

ESCUCHA LA
LECTURA

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros


20

Colaboración de Sergio Barros

1

Preparado por Patricio Barros

Imágenes de Pixabay

Autores de la unidad adaptación digital:

Sonia Griñán
Salvador Espinosa
Material elaborado para el S.A.E.D. Consejería de Educación y Cultura.
Región de Murcia

Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

www.librosmaravillosos.com

Gemma ElwiAn Harris.
"Las grandes preguntas de los niños "