Want to make creations as awesome as this one?

Satélites y misiones llevadas a cabo por la ESA anteriormente o próximamente.

Transcript

Estos fueron los primeros satélites meteorológicos establecidos por la ESA lanzados desde 1997 hasta 2015, posicionados estáticamente, respecto con la Tierra, en el meridiano de Greenwich para centrarse siempre en esa zona. Para ello utilizan imágenes tomadas consecutivamente y radares(llamados escaterómetro) que complementan la función de las imágenes ayudando a medir mejor parámetros como el viento.

Son una serie de satélites, siendo el primero lanzado en 1991 y el segundo en 1995, son unos satélites encargados de observar la Tierra mediante el uso de radares. Usan radares de apertura sintética de imágenes, un radar para medir la altitud de la superficie así como otros instrumentos para medir la temperatura del agua de los océanos. La mayor diferencia entre la primera versión y la sgunda es que la segunda cuenta con un radar para medir el nivel de ozono en la atmósfera.

Son una serie de satélites de demostración de la tecnología en microsatélites, ya que Proba-1 lanzado en 2001 fue el primer microsatélite creado por la ESA. Este enviaba imágenes básicas captadas de la Tierra como demostración de la tecnología de estos microsatélites. Proba-V, lanzado en 2013, cuenta ya con la medición de muchos más parámetros, como la medición de la cosecha de un año en la Tierra así como del control de la vegetación.

Un satélite que intentó lanzarse inicialmente en 2005 y fracasó siendo lanzado finalmente en 2010. Su objetivo es medir el grosor de la capa de hielo en el polo norte, monitorizando el cambio de esta con respecto al tiempo que transcurre.

Un satélite lanzado en 2009 cuyo objetivo es medir la salinidad del agua del mar así como la humedad del suelo.

Un satélite lanzado en 2009 cuyo objetivo es construir un diagrama de la fuerza gravitatoria de la Tierra.

Es una serie de satélites desarrollada para el proyecto Copernicus, siendo cada misión de esta serie constituida por dos satélites en muchos casos. Cada uno cuenta con distintos sensores para una distinta finalidad:

-Sentinel-1: Misión compuesta por los satélites Sentinel-1A lanzado en abril de 2014 y Sentinel 1-B lanzado en abril de 2016. Su misión es de medir el tiempo y mapear con un radar funcional tanto de día como de noche la superficie de la Tierra y el océano orbitando por el polo norte.

-Sentinel-2: Misión compuesta por los satélites Sentinel-2A lanzado en junio de 2015 y el Sentinel-2B lanzado en marzo de 2017. Su misión es crear con un imágenes de alta resolución mapeados de la vegetación o el suelo orbitabdo por el polo norte.

-Sentinel-3: Misión compuesta por los satélites Sentinel-3A lanzado en febrero de 2016 y Sentinel-3B lanzado en abril de 2018. Están compuestos por distintos instrumentos cuyo cometido es medir cosas como la topografía de la superficie de los océanos así como su temperatura entre otras cosas.

-Sentinel-5P: Misión compuesta por el satélite Sentinel-5 lanzado en octubre de 2017. Su misión es proveer de datos de la atmósfera como su composición para analizar la calidad y pureza del aire, siendo desarrollado para reducir el tiempo de enviar y recibir datos.

-Sentinel-6: Misión compuesta por el satélite Sentinel-6 lanzado en noviembre de 2020 cuya misión es de medir coon un radar la altitud del nivel de los océanos para la navegación y su estudio.

Tres pequeños satélites lanzados en 2013 cuyo objetivo es de mapear el campo magnético de la Tierra.

Serie de satélites lanzados en 2006, 2012 y 2018 sucesivamente cuyo objetivo es de medir el clima del polo Norte.

Un satélite lanzado en agosto de 2018 que tiene como objetivo medir con su único instrumento el viento de la Tierra a escala global mejorando así las predicciones meteorológicas.

Un satélite que se lanzará alrededor de 2022 cuyo objetivo es de observar como evolucionan las masas de vegetación al rededor del planeta para así controlar la afección del cambio climático a la Tierra así como la investigación más profunda del ciclo de carbono.

Un satélite que será lanzado al rededor de 2022 cuyo objetivo es estudiar el rol de las nubes y aerosoles en nuestro clima de una manera más profunda.

Estos serán la segunda generación de este tipo de satélites que permitirá obtener un gran avance en la predicción del tiempo así como en la investigación del clima. El primero se lanzará al rededor de 2023

Estos serán la próxima generación de los satélites Meteosat que contarán con el mismo objetivo que su pasada generación pero mejorados. El primero se lanzará al rededor de 2023

Un satélite que se lanzará alrededor de 2024 cuyo objetivo será vigilar la flora globar completa para que pueda ser estudiada mejor y para observar su evolución.

Es una serie de satélites que supondrá la nueva versión de la serie Sentinel cuyo objetivo será usando espectrómetros hacer revisiones rutinarias al estado de la superficie de la Tierra y el océano que permitirá aplicaciones como el mapeado de la superficie terrestre. El primero será lanzado al rededor de 2026.