Want to make creations as awesome as this one?

No description

Transcript

¿Qué son y para qué sirven?

Son las cosas que podemos hacer para facilitar nuestro proceso de estudio:Estudia en un lugar silencioso y bien iluminado (luz por la mano contraria a la que escribes).Mesa de estudio ordenada, quita todo aquello que no vayas a usar en esa sesión.Estudia siempre en el mismo sitio.Ventila diariamente la habitación.Emplea la agenda para apuntar: deberes, fechas de exámenes, fechas de entrega de trabajos, actividades extraordinarias, etc.Recuerda hidratarte, puedes tener una botella de agua en la mesa.Si no te despista, puedes poner música en tus sesiones de estudio siempre a volumen bajo, canciones sin letra y mejor música clásica o de relajación.Es recomendable realizar descansos. Cada hora de estudio puedes descansar 15 min. (usa alarmas para que no se te alarguen los periodos de descanso y pierdas la concentración).Puedes emplear la Técnica Pomodoro.Cuando te levantes de la silla, realizar estiramientos de espalda, cuello, brazos y piernas. Vigila tu postura mientras estás estudiando.Busca la motivación que te lleve al estudio.Ejercita la atención, la concentración y la memoria.Si procuras entender lo que estudias, pasarás menos tiempo delante del libro.El esfuerzo y la perseverancia ayudan a mejorar tus resultados.Si después de todo algo sigue fallando, tómate un tiempo para analizar el proceso y saber dónde están tus puntos débiles.

Subrayado

01

02

03

Resumen

Esquema

Piensa en tus objetivos

¿Qué quieres conseguir?Sé realista.Piensa en corto, medio y largo plazo.Visualízate en esas situaciones.Pensamiento positivo.

ORGANIZA EL TIEMPO

Lectura

Subrayado

Técnicas de síntesis

PROCESO DE APRENDIZAJE

Usa la agenda

Plan de estudio

Planifica la sesión de estudio

Estrategias de estudio

Repasar

Practicar

RECUERDA

LA CLAVE DEL ÉXITO ES LA ORGANIZACIÓN.

Busca tu motivación

¿Para qué estudias?¿Qué quieres conseguir en la vida?Alterna el estudio con actividades lúdico-deportivas.Escribe una lista de cosas por hacer y ve tachando.

Técnicas de estudio

Son las acciones en las que basamos nuestro método de estudio.Las más básicas son: realizar un buen subrayado, elaborar el resumen partiendo de lo subrayado y realizar los esquemas o mapas mentales que engloben toda la información del tema que estás estudiando. Practicar lo estudiado (hacer muchos ejercicios, escribir en una pizarra los esquemas, decir en voz alta lo que hemos estudiado, contarle a alguien lo que hemos aprendido, etc.) y repasar en 4 fases, nada más terminar de estudiar, antes de ir a dormir, a los 3 días de haberlo estudiado y a la semana.Otras acciones que podemos hacer son:Grabar las lecciones y escucharlas en momentos de inactividad (ir en el autobús, esperar en la fila del médico, etc.)Estudiar moviéndonos por la habitación.Emplear la mnemotecnia, o técnicas de memorización.¿Se te ocurre algo más?

El proceso de aprendizaje que sigue el ser humano siempre es el mismo y si realizas cada uno de estos pasos, conseguirás un aprendizaje muy productivo.1. Lectura. Por supuesto debe ser comprensiva, anotando aquello que no entiendas.2. Subrayado. Siguiendo las indicaciones que ya tienes en la pestaña de subrayado.3. Técnicas de síntesis. Son las que nos ayudan a extraer la información más relevante, a sintetizarla. Son los resúmenes, los esquemas y los mapas conceptuales. Estos documentos te servirán tanto para estudiar el contenido de un tema como para el repaso posterior.4. Practicar. Cuantos más ejercicios realices sobre el tema que estás estudiando, mejor se va a alojar la información en tu memoria. Puedes repetir todos los ejercicios realizados en clase y otros que puedas encontrar por internet, por ejemplo.5. Repasar. La información que no se repasa, se pierde y el olvido se inicia en el mismo momento de haber terminado de estudiar, por lo que los repasos son esenciales para que no pierdas nada de información. Existe unos requisitos a la hora de repasar. Hay que repasar nada más terminar de estudiar, decir con tus propias palabras aquello que acabas de estudiar. El siguiente repaso debe ser en el momento de irte a la cama. Otro repaso debe hacerse a los 3 días de haberlo estudiado y el último repaso a los 7 días. De esta manera, con estos 4 momentos de repaso, la información se retiene muy bien en la memoria y se evocará fácilmente cuando tengas que demostrar que lo sabes.Además de estos 5 pasos, también puedes hacerte una autoevaluación para conocer lo que sabes, lo que recuerdas sobre lo estudiado, bien diciéndotelo en voz alta a ti mismo, bien haciendo un esquema sin mirar tus apuntes, haciendo algún examen que encuentres por internet o bien pidiéndole a una persona de tu entorno que te pregunte el tema.

A la hora de ponerte a estudiar o a hacer deberes debes empezar dedicando 5 minutos a planificar esa sesión de trabajo. Los pasos son:1. Anota en un papel las tareas que tienes que hacer (ejercicios 4 y 5 de Matemáticas, redacción de Francés, título del tema 3 de Lengua y los ejercicios 10 a 13 de Ciencias)2. Pon el tiempo que consideras que te va a costar hacer cada tarea. (los ejercicios de Matemáticas me van a costar unos 20 minutos, 10 minutos para cada uno, lo de Francés 15 min. el título de Lengua unos 5 min. y los de Ciencias que son largos me van a costar unos 40 min.)3. Una vez que sabes el tiempo total que te va a costar hacer esas tareas (en el ejemplo: total: 80 min, es decir 1 hora y 20 min.) tienes que decidir el orden de las tareas.4. Empieza por algo que te cueste poco esfuerzo intelectual (como el título de Lengua), para que te sirva de precalentamiento y que tu cerebro se prepare para estudiar. Continúa por una asignatura que te resulte de dificultad mediapara seguir por la más difícil y terminar con la más fácil.Es fácil que el tiempo que has destinado para cada tarea no coincida con el que pensabas. Poco a poco, y conforme vayas usando esta estrategia, irás acertando más, te lo aseguro. No te rindas y que te sirva como un juego ¿A ver cuánto me acerco hoy al tiempo real?

Un plan de estudio es un tabla en la que recoges todas aquellas actividades que realizas habitualmente: el horario del colegio, el tiempo que destinas a comer y dormir, las actividades extraescolares y el tiempo que necesitas para hacer los deberes y estudiar. De esta manera verás el tiempo libre que te queda y no olvidarás hacer ninguna de tus actividades.No es algo estático, puede modificarse a lo largo del año, por ejemplo, si cambia el horario de tu actividad extraescolar, si decides hacer los deberes en un horario diferente, etc. Lo importante es que hagas una previsión del tiempo que dedicas a cada cosa a lo largo del día, incluido el momento del día que destinas a usar el móvil o jugar a la videojuegos.Os dejo un modelodescargableque puede servir como base, aunque se puede usar cualquier otro o incluso hacértelo tú mismo. También puedes solicitármelo en Instagram @caminofel o Twiter @caminofel, y te lo mando por privado.

La agenda es uno de tus mejores aliados para llevar al día tus tareas escolares y no escolares.En ella es aconsejable apuntar las fechas de los exámenes, de entregas de trabajos, de excursiones, de actividades extraordinarias, de las extraescolares, en definitiva, de todas aquellas fechas que tengas que recordar.Al principio cuesta un poco pero con la práctica se adquiere el hábito y cada día te resultará más sencillo.

Subraya las palabras clave y las ideas generales.Emplea dos colores o dos tipos de líneas (subrayado curvo para las palabras clave y subrayado recto para las ideas generales) para diferenciar las palabras clave de las ideas generales.Evita usar demasiados colores porque el objetivo es centrar la atención en lo más importante del tema y no dispersar nuestra atención entre los múltiples colores del texto.Y recuerda, "Cuanto menos, mejor".

El esquema es una forma de disponer la información más importante de un tema de manera jerárquica, partiendo del concepto clave saldrán las ideas primarias y de estas emanarán las secundarias.Existen muchos tipos de esquemas: numérico, de llaves, de cajas, etc. Elige el tuyo y practícalo para que cada vez te resulte más sencillo realizarlos.Los mapas mentales o conceptuales son un tipo de esquemas pero con la información relacionada entre ella, en vez de jerarquizada.Para realizar los mapas mentales puedes dejar correr tu creatividad, cuanto más decorado (colores, flechas, dibujos, etc.) mejor para memorizarlo.

El resumen se consigue escribiendo con nuestras propias palabras aquello que hemos subrayado.Si el tema no es muy amplio, puedes saltar este paso e ir directamente a realizar el esquema o mapa conceptual.