Want to make creations as awesome as this one?

More creations to inspire you

VANDANA SHIVA

Interactive Image

CRAIG HODGES

Interactive Image

VIRTUAL LIBRARY

Interactive Image

TRAIN

Interactive Image

CLC MALL MAP

Interactive Image

POWER OF IDEAS

Interactive Image

Transcript

Aquellas familias que podían permitírselo contaban con una estufa o serre, un invernadero interior destinado a todo tipo de plantas, especialmente las exóticas, muy de moda en el siglo XIX. Ante la imposibilidad de recrear exactamente en el Museo este espacio, se ha aprovechado una galería de paso para sugerir una pequeña serre, una estancia que se convirtió además en el refugio personal de la mujer de la casa.

Vitrinas con cerámica


En estas dos grandes vitrinas de pared se exponen varios conjuntos de cerámica. En primer término encontramos delicadas piezas de cristal y opalina, un vidrio traslúcido de aspecto ligeramente lechoso, de la Real Fábrica de la Granja con gran variedad de tipologías: jarrones, garrafas, frascas, botes de farmacia, copas, etc.


A continuación, curiosísimas piezas de vajilla de cerámica estampada, inspiradas en modelos ingleses, con ilustraciones de vistas de paisajes reales o imaginarios y escenas de sabor romántico con títulos tan sugerentes como «Amor a escondidas» o «Ambicion del dinero». Las fábricas más importantes de loza estampada en España fueron las de Sargadelos, La Amistad y Pickmann.

Biombo de linterna mágica

ca. 1867


Uno de los entretenimientos visuales más populares del siglo XIX fue la linterna mágica, un aparato que albergaba en su interior placas traslúcidas de vidrio coloreado que, al ser iluminadas, proyectaban escenas. Estos artilugios tuvieron su correspondiente versión portátil para disfrutar en el ámbito doméstico.


Este biombo es un buen ejemplo del gusto decimonónico por los juegos ópticos. Está decorado con placas móviles que incorporan un sistema de palancas que producen la transformación de estas escenas dobles de claro componente humorístico: una campesina que lucha con tanto ahínco para que su burro eche a andar que termina arrancándole la cabeza, o un demonio que arroja a un cocinero al caldero, entre otras.



Si quieres saber más sobre el biombo y otros juegos ópticos: https://bit.ly/2C6O3Wu