Want to make creations as awesome as this one?

Segundo premio de la segunda categoría

Transcript

Segundo premio de la segunda categoría:

Entre dos ciudades

de

Amelia Naranjo

Concurso Literario 2020

Colegio Base

Corriendo por las distintas estructuras de la base, reflexionaba sobre cómo había acabado así. Hace un año nunca se me habría ocurrido robar cuatro bombonas de oxígeno como para tres días. Las había ido escondiendo en un pequeño recoveco formado por dos piezas de metal mal colocadas, dando lugar a una especie de escondrijo en el que había espacio para una cama y un escritorio, obviamente no había ninguna de esas dos cosas, nosotros lo usábamos de almacén para lo que íbamos acumulando. Pero también nos servía de cuartel general. .


Somos un grupo rebelde del año 2203 luchando contra la dictadura en la que vivimos, nuestro objetivo es llegar a la base vecina, donde según lo que se cuenta se vive mucho mejor. Allí, hay un gobierno estable y no escatiman en oxígeno y comida para los más desfavorecidos, porque viviendo en una estructura metálica bajo el agua que ocupa la todo del Mediterráneo estos son factores importantes.

Casualmente ese mismo año ocurrió el acontecimiento tan temido, en dos meses el aire se volvió irrespirable y la población que pudo fue desplazada en barcos hacia las ciudades, cuando se llenó una, empezaron a ocupar la otra. Millones no lo consiguieron… después todo empeoró con el tiempo. Tardamos cuarenta años en volver a caer en la avaricia que tanto nos caracteriza.


Llevamos viviendo así desde que se anunció en el 2146 que durante los últimos 100 años habían estado preparando una ciudad acuática que se dividiría en dos para garantizar la supervivencia de la raza humana: un lado se llamaría Nueva Europa; el otro, Estado Europeo. Ambos con nombres parecidos porque aunque eran dos, ambas pertenecían a Europa. El anuncio también nos informaba de que se estaban haciendo proyectos similares en todo el mundo, para que cuando estar en la superficie fuese imposible, la población encontrase refugio bajo el agua

—¿Ben? Eh, Ben, oye ¿ya estás otra vez mirando al vacío? Termina de entrar y coloca las bombonas anda - sacudí la cabeza y empujé la bombona al interior seguido de cerca por Ress, uno de mis compañeros

—Ay, Ben, últimamente estás siempre en las nubes. Tienes que tener cuidado, no vayas a desconectar en plena misión.
—Ya… lo siento, estaba pensando—le respondí. Estaba colocando la mercancía en un lado cuando se encendió la luz del escondite.



Lo único que ha hecho falta para volver a destrozar la sociedad ha sido poner a la persona equivocada al mando, como cosa rara. Nueva Europa se quedó al cargo de su fundador, Eric Encillas, mientras que el Estado Europeo tuvo su votación propuesta por su fundador, acabaron con una presidenta llamada Valentina Campos, los que nos tuvimos que quedar con Encillas hemos estado malviviendo durante mucho tiempo. Él se queda con todo lo que necesitamos, medicinas, agua, comida y, con lo más importante: el oxígeno


Cuando Ress dijo eso no pude evitar sorprenderme ¿Cuándo habíamos consumido tantas? Bianca y Pen las habían dividido equitativamente entre todo el que las necesitase, no se las pueda permitir y esté registrado, como hacen siempre. Nosotros no contábamos como parte del sistema, cuando nacimos, no fuimos registrados, seguramente nuestros padres nos escondieron, no lo sé, la cuestión es que si no lo estás tienes tus propias ventajas y desventajas::


.

—¿Se puede saber dónde estabais?—me giré y vi a Candela sentada en una silla mirándonos enfadada—¿No os he dicho ya que no salgáis en misiones sin permiso y sin consultar?

En ese momento Ress se adelantó y se posicionó justo en frente de ella:
—Venga ya, Cande, ¡no te pongas así! Hemos conseguido más suministro para repartir, no te creas que no me he dado cuenta de que solo nos quedaban diez bombonas.

Lionel y Rubi de recopilar información para escapar, Candela y Martín son los líderes, nos dirigen y organizan sobre todo para que no nos descubran, y por último Martita y Egoitz buscan agua y la filtran para que sea potable, bueno, eso a parte de Bianca y Penélope que reparten lo necesario entre la gente, son las más pequeñas y ese es el trabajo menos peligroso.

—Pensaba mandaros lo antes posible, pero tenía que consultarlo con Martín y con el resto del equipo, no solo estamos cortos de oxígeno, nos falta más cantidad de otras cosas—Candela parecía preocupada.



1 No puedes acceder a ciertos sitios.
2. Eres considerado un fugitivo.
3. Los escáneres y los identificadores no pueden reconocerte, solo lo eres identificable por las cámaras.
4 No tienes identidad, a menos que te la des tú mismo.
5. El gobierno no te puede localizar o reconocer.

Entre los que ayudamos somos catorce, en parejas nos encargamos de cubrir distintas áreas de trabajo para huir de este sitio, Fran y Alba se encargan de conseguir comida a todos, Ress y yo del oxígeno, Verónica y Adif se quedaban encargados de encontrar las medicinas necesarias,

Abandoné la conversación poco después, no me sentía con el cuerpo como para escuchar malas noticias, así que fui caminando hasta una de las pocas escotillas a través de las cuales se podía ver el mar, siempre me había fascinado la vida marítima, y cada vez que algún animal pasaba cerca había dos opciones, o me quedaba mirándolo atentamente o le hacía muecas para espantarlo.

Me quedé horas sentado al lado de la escotilla observando y creo que en algún punto me quedé dormido, soñé con que iba a la superficie, que me ponía a respirar oxígeno y que no me mataba y yo visitaba sitios a cerca de los que había leído y viajaba por toda Europa admirando los monumentos y los paisajes.



Últimamente se nos estaba haciendo más complicado encontrar los suministros, sobre todo las bombonas de aire, por eso cuando Ress me lo mencionó, accedí inmediatamente a acompañarlo—Adif y Verónica están marcando en el mapa los sitios donde ahora podemos encontrar lo que necesitamos… no son muchos.
Esa afirmación tan derrotada por parte de su líder hizo que dejara de celebrar el aumento de bombonas. El resto de la conversación fue igual de lóbrega, Candela nos explicó que a partir de ahora tendríamos que tener más cuidado y que nuestras salidas serían cada vez más controladas para no levantar sospechas.

—Martín, Candela, ¿qué ocurre?—dije mientras los dos se acercaban a mí. —Nos han disminuido el oxígeno en general, la alarma es porque estamos alcanzando niveles críticos de falta de oxígeno. Ahora más que nada hay que centrarse en eso, encontrar todas las bombonas que podamos—dijo Martín. Me giré hacia él y hacia todos los demás. —Te equivocas, ahora hay que acelerar el plan inicial, nos tenemos que ir de aquí lo antes posible. Si no, moriremos.



Entonces, mientras yo observaba la Torre Eiffel en París, el cielo se teñía de rojo y azul simultáneamente y una alarma sonaba por todos lados.

Me desperté de un saltó y me choqué contra la escotilla con la cabeza, ahí también estaban las luces rojas y la alarma y yo no entendía qué estaba sucediendo, así que volví a la base lo más rápido que pude y en el almacén encontré a todo el equipo, que dejó de hablar en cuanto llegué.

FIN