Want to make creations as awesome as this one?

More creations to inspire you

Transcript

CÓMO TENER MÁS PACIENCIA

LA PACIENCIA

La paciencia, entendida como la capacidad de padecer o soportar algo sin alterarse (tal y como enuncia el DRAE) es un tesoro que muchos padres desearían poseer.

La paternidad y la maternidad son experiencias que se basan, entre otras propiedades, en la paciencia. Es por ello que aprender a ser más paciente con tus hijos es fundamental.En este dosier veremos varios consejos acerca de lo que hacer para tener más paciencia con tus hijos y que ese esfuerzo tenga un impacto positivo en su educación.

1o Puntos a tener en cuenta

Son niños y hacen cosas de niños.Necesitan nuestra atención.Sus necesidades son diferentes a las nuestras.Merecen respeto.Cuánta más prisa menos paciencia.Cuántas más cosas que hacer, más estrés y menos paciencia.Es nuestra responsabilidad ayudarles y enseñarles a hacer las cosas bien.Necesitan de nuestro tiempo y dedicación.Requieren amor incondicional.Les queremos y necesitamos.

.

5 consejos para no perder la paciencia

TOS

MÉTRICAS

ANÁLISIS

OBJETIVOS

Actividades antiestrésHaz ejercicio, guarda un espacio de tiempo para ti. Si tú te sientes bien, transmitirás ese bienestar a tus hijos.

DesdramatizaEn ocasiones nos tomamos demasiado en serio las cosas y queremos controlarlo todo. Debemos relajarnos, no dar tanta importancia a ciertas cosas que no la tienen.

Emplea la empatíaTe ayudará a ponerte en el lugar de tu hijo/a. Aplica la escucha activa deja de regañarle desde las alturas y baja a su nivel, mírale a los ojos y comprende por qué lo ha hecho.

No negocies o discutas en un momento de rabiaUtiliza con ellos el tiempo fuera, te dará espacio para calmarte y a ellos para reflexionar. Después tendrán una consecuencia educativa (pedir perdón, limpiar...)

A DÓNE IR

Tiempo fuera Aléjate del foco del problema para poder tranquilizarte y evitar estallar. Vete, cuenta hasta diez, respira hondo... Cuando estés calmado/a vuelve para poner orden.

1

2

4

3

5

Elige 5 momentos del día, para cortar con tu actividad habitual y hacer algo que te relaje durante 5 minutos. Escucha una canción, hojea un libro, lee un artículo del periódico, come algo o charla con un amigo.

Técnica del 5x5

Establece una regla de 0 a 10, donde 0 sería el estado de máxima relajación y 10 el de ansiedad total. Averigua en qué nivel de estrés estás y si estás llegando a un nivel demasiado alto, haz algo relajante para bajar la tensión.

El termómetro de la ansiedad

Pon una mano debajo del esternón; toma aire por la nariz de tal forma que la mano salga hacia afuera, llenando el abdomen. Expulsa el aire por la boca hasta que el abdomen se vacíe. Respira en 3 tiempos: inspirar, retener el aire 4 segundos y espirar. Hazlo cuando no estés muy alterado/a, así es más efectiva, y repite unas 10 o 15 veces.

La respiración diafragmática.

Tensar y destensar los principales grupos musculares para saber qué se siente si el músculo está en tensión o relajado; así identificarás cuándo tu cuerpo está a punto de perder los nervios. Comienza por las manos, apretando los puños unos 5 segundos y repitiendo 10 veces; continúa por los brazos, la cara y las piernas.

Relajación muscular

HITOS

MÉTRICAS

ANÁLISIS

OBJETIVOS

TÉCNICAS PARA CONTROLAR LOS NERVIOS

HITOS

MÉTRICAS

ANÁLISIS

OBJETIVOS

IMAGEN + TXTO 1

Utiliza estos consejos y si un día no consigues ponerlos en práctica para no perder la paciencia y te conviertes en el ogro que no quieres ser, no pierdas mucho el tiempo fustigándote. Vuelve a intentarlo, practica una y otra vez hasta que lo logres.¡Puedes conseguirlo!