Want to make creations as awesome as this one?

No description

Transcript

Ruta de las 1.000 curvas

CHESTE

VALENCIA

MILLARES

NAVARRÉS

BICORB

DOS AGUAS

A-7

A-3

MONSERRAT

CV-405

CV-580

CV-560

CV-435

CV-33

1

2

3

4

5

Y cinco planes sin moto

Disfrutar de la gastronomíaLa gastronomía de Cheste y la comarca de la Hoya de Buñol sorprende con propuestas algo diferentes, como el arrope –mosto caramelizado– con calabaza y boniato, el mojete chestano o el rinrán, un guiso de atún. La cooperativa local chestana elabora uno de los mejores vinos moscateles de España. Un verdadero néctar que es imprescindible no perderse (siempre que no haya que conducir) y que se puede adquirir en la tienda de la propia cooperativa.

Puesta de sol en la MalvarrosaLa playa de Pinedo y la de la Malvarrosa se disputan la mejor puesta de sol entre las playas urbanas de Valencia. Esta última permite disfrutar de ella gracias a sus largos espigones, que permiten alejarse más de la costa. Además, el paseo marítimo es un referente de ocio y acoge algunos de los restaurantes de arroz más típicos de la ciudad.

En barca por la AlbuferaA 10 kilómetros de Valencia se encuentra el Parque Natural de L’Albufera. Se trata del humedal más grande de Europa. Además de permitir estar en contacto con la naturaleza, ofrece también la posibilidad de unos paseos románticos en una embarcación típica llamada albuferenc. Las rutas duran 45 minutos, son completamente ecológicas, muy económicas –apenas 5 euros– y pueden iniciarse en el Puerto de El Saler, el embarcadero de la Gola del Pujol, el Palmar y el Puerto de Catarroja.

Relajarse en un spaValencia es una ciudad que adora los spa. La Alameda es uno de los centros urbanos termales de aguas medicinales más antiguos de Europa. Está ubicado en la calle Amadeo de Saboya 14, en pleno centro de la capital. En Mi primer spa–Carrer de la Vall de la Ballestera, 49– se puede acceder a los baños con bebés y el Tyrys –Avenida Reino de Valencia, 10– representa la modernidad en este tipo de instalaciones.

Descubrir ChesteAunque, por razones obvias, Valencia canaliza la mayor parte del tiempo libre durante los días de carrera, también Cheste tiene atractivos culturales interesantes que ofrecer a quien desee desconectar un rato de MotoGP. La Iglesia de San Lucas –erigida en el siglo XVIII– es el verdadero centro de la población, y su torre de 50 metros, su símbolo. El Barrio de la Morería o el Molino del Nabo son otras edificaciones que conviene visitar más allá del rugir de las motos.